Cruz Roja inicia en el centro de daño cerebral de Castro de Ribeiras de Lea un estudio pionero

El proyecto busca evaluar los efectos del ejercicio físico con realidad virtual en estos pacientes
ersonal de Cruz Roja prueba los dispositivos del grupo de investigación HealthyFit. EP
photo_camera ersonal de Cruz Roja prueba los dispositivos del grupo de investigación HealthyFit. EP

Cruz Roja de Lugo promueve junto al grupo de investigación HealthyFit, formado por investigadores de las facultades de Ciencias da Educación e do Deporte y de Fisioterapia de la Universidad de Vigo, un proyecto pionero a través del que se pretende evaluar los efectos del ejercicio físico con realidad virtual en pacientes con daño cerebral adquirido. Este se desarrollará en el centro que la institución tiene para este tipo de dolencias en Castro de Ribeiras de Lea, en Castro de Rei.

En él participarán pacientes que presentan "un conxunto de secuelas en múltiples áreas funcionais, provocadas por lesións cerebrais derivadas de ictus, traumatismos craneoencefálicos ou encefalopatías", explican desde la entidad.

José María Cancela, investigador principal del grupo HealthyFit, explicó además que se trata de un "programa específico de estimulación multisensorial, no cal realizan exercicio físico e, ao mesmo tempo, teñen que tomar decisións".

Apuntó también que sí existen estudios sobre los efectos de la actividad física en esta población, pero no centrados en una iniciativa que incorpore el uso de unas gafas de "realidade virtual inmersiva" combinadas con el trabajo con un "cicloergómetro inteligente" -sí se analizó en colectivos como personas mayores o afectadas por párkinson-.

Por ello, Cancela reconoció que este proyecto "abre unha nova liña de traballo, que iniciamos evidentemente con moita cautela", dada la ausencia de estudios previos, pero puso el foco en el "potencial" de este tipo de herramientas a la hora de integrar el ejercicio físico en el trabajo con personas "cunhas limitacións funcionais bastante elevadas".

Actualmente, los investigadores y los profesionales del centro de atención a pacientes con daño cerebral adquirido de Cruz Roja en Castro trabajan en la selección de los cerca de 20 pacientes que participarán en esta iniciativa.

Cada uno tendrá un programa específico de estimulación y los terapeutas del centro serán los encargados de guiar las sesiones de trabajo, tras una jornada de formación previa, mientras que el grupo de investigación analizará los datos generados por los dispositivos.

Trabajo durante 24 semanas

Al tratarse de un proyecto pionero, el principal objetivo es estudiar la utilidad de la realidad virtual para realizar una intervención con pacientes con daño cerebral adquirido, para después analizar los efectos de un "programa de terapia físico-cognitiva nos eidos de neurocognición, a calidade de vida e a súa capacidade funcional", indicó José María Cancela. Tendrá una duración de 24 semanas.

Sesiones iniciales

Arrancarán en las próximas semanas y se centrarán en que los participantes se familiaricen con los cicloergómetros — bicicletas estáticas cuya carga de trabajo puede ser regulada— que van a utilizar, asistiéndoles en el pedaleo de ser preciso.

Exergames

A continuación, los usuarios usarán videojuegos de ejercicio en gafas de realidad virtual, combinando el trabajo físico y el cognitivo, ya que en las sesiones —dos o tres a la semana— deberán responder preguntas o tomar decisiones en el propio juego.

Comentarios