Castro de Rei actúa para mejorar la turbidez del agua

El Concello construye un nuevo azud junto a la captación de Ramil
Construcción del nuevo azud en Ramil. EP
photo_camera Construcción del nuevo azud en Ramil. EP

El Concello de Castro de Rei acomete actualmente un proyecto para tratar de solucionar el recurrente problema de turbiedad que sufre el agua de la traída que se distribuye desde el depósito de Ramil hacia esta parroquia y las de Azúmara, Balmonte y Goberno -además de a la propia capitalidad municipal en ocasiones puntuales-.

La actuación consiste en renovar el azud que permite que el agua captada directamente del río Azúmara se embalse previamente antes de pasar a un pozo de bombeo. Allí pasa varios filtros para ser conducida después al depósito de Ramil.

Esta estructura de contención en el cauce está dañada, por lo que "el agua no se recogía en buenas condiciones, filtraba por donde estaba roto", lo que suponía un problema sobre todo cuando, en días de mucha lluvia, esta arrastra tierra y polvo de fincas colindantes al río y enturbia la captación, tal y como explica el alcalde de Castro de Rei, Francisco Balado.

El proyecto cuenta con un presupuesto de 48.000 euros, financiados a través del plan Único de la Diputación de Lugo. "La idea es mejorar la condición de captación para reducir la turbidez. Todo no, pero a una parte sí se le va a dar solución", indica el regidor, que añade que también quieren cambiar el sistema de filtrado por uno de mayor eficacia.

"Soy consciente de que estamos suministrando agua mal a la gente, pero o cortamos el suministro o lo mantenemos así, que fue por lo que optamos y hacer esta obra", reconoció Balado.

Comentarios