La parroquia de Crecente despidió a Ángel Legaspi en la más estricta intimidad

El empresario recibió sepultura en la parroquia de A Pastoriza, en una ceremonia íntima por deseo expreso de su familia
Ángel Legaspi, a la derecha, estrecha la mano al director del banco donde depositó el boleto premiado. AEP
photo_camera Ángel Legaspi, a la derecha, estrecha la mano al director del banco donde depositó el boleto premiado. AEP

Ángel Legaspi recibió este sábado cristiana sepultura en el cementerio de la parroquia de San Salvador de Crecente, en el municipio de A Pastoriza, y bajo la más estricta intimidad, por expreso deseo de su familia.

El empresario lucense falleció el pasado jueves, a la edad de 78 años, en Narón, localidad a la que se había trasladado después de residir durante buena parte de su vida en la capital lucense.

Ángel Legaspi fue agraciado con 208 millones de pesetas tras firmar un pleno de catorce aciertos en un boleto de la quiniela sellado el 26 de octubre de 1980. Este fue el premio de azar más alto que se había repartido, hasta aquel entonces, en España.

Fue noticia en la prensa nacional, e incluso el propio José María García, que en aquellos momentods dominaba las audiencias radiofónicas nocturnas, le entrevistó nada más conocerse al ganador de aquella exorbitante cantidad de dinero.

Se convirtió en millonario de la noche a la mañana. Con el dinero del premio adquirió varias fincas para montar, entre otros negocios, una granja de ganado vacuno, donde llegó a contar con casi dos centenares de reses.

Con anterioridad, en su juventud había emigrado a Suiza y Luxemburgo, donde encontró trabajo en un matadero y una fábrica de muebles, respectivamente.

Comentarios