miércoles. 02.12.2020 |
El tiempo
miércoles. 02.12.2020
El tiempo

La afición por recolectar setas, en apogeo

Xornadas Micolóxicas en Xermade. C.ARIAS
Xornadas Micolóxicas en Xermade. C.ARIAS
El coronavirus y las nuevas restricciones acercan a muchos al mundo de la micología, una opción al aire libre que gana adeptos en una temporada complicada y con poca cantidad

El coronavirus se llevó muchas cosas a lo largo de estos meses y cambió drásticamente otras. También en el mundo de la micología. Muchas citas, como la tradicional Feira de Fungos e Cogomelos de As Pontes se cancelaron, pero al mismo tiempo que se caían del calendario degustaciones y comidas —los cierres de la hostelería condicionaron este año la caída de las ventas— las setas se hicieron fuertes en el monte, demostrando una vez más que la afición por recolectarlas no deja de crecer y que está en apogeo, más aún ahora si cabe. 

La crisis del covid-19 y las nuevas restricciones por la pandemia acercan estos meses a muchos al mundo de la micología, una opción segura y al aire libre que gana adeptos. Pero los expertos avisan: hay que conocer muy bien las setas antes de comerlas porque algunas son muy peligrosas.  

                               "Si no conocen es importante acreditarse con alguien y si dudan que pregunten pero que no se jueguen la vida", dice el micólogo José Luis Cuba, que participó este fin de semana en las Xornadas Micolóxicas de Xermade e hizo de guía para 15 personas —se repartieron en grupos de cinco personas para cumplir las normas sanitarias— por los montes y las fragas de Muras y Xermade. 

"Hay más gente en el monte, se nota más afluencia, que la gente busca la evasión, pero la temporada no tiene nada que ver con la del año pasado, es bastante floja, empezó muy pronto, con eclosiones ya en septiembre y no vimos lo que estamos acostumbrados a ver en el monte. Es un año complicado para todo, es el año del virus", valoró Cuba, que indicó que "no es una buena temporada de boletus, que no hubo muchos, pero sí para los cantharellus".  

Las jornadas, además de la visita guiada al monte, incluyeron un taller de cocina con Antonio Díaz, que habló sobre las setas comestibles más comunes en Galicia, los métodos de conservación y las recetas básicas. 

Los dos, Jose Luis Cuba y Antonio Díaz, repetirán este fin de semana en las Xornadas Micolóxicas de Muras, que tienen un aforo máximo de diez personas. El primero dará una charla de iniciación al mundo de la micología el sábado en la escuela de O Viveiró y el segundo guiará el domingo a los asistentes en los fogones. 

La afición por recolectar setas, en apogeo
Comentarios