2-2. Final loco y cruel para el Vilalbés

El equipo chairgeo vio escapar dos puntos en el tiempo añadido tras haber remontado al Cayón en el minuto 90 ▶ Ambos equipos protagonizaron una primera parte de tanteo para pasar a un partido de ida y vuelta en la segunda
Los jugadores del Rácing Vilalbés aplauden a la afición tras finalizar el encuentro. M. ROCA
photo_camera Los jugadores del Rácing Vilalbés aplauden a la afición tras finalizar el encuentro. M. ROCA

Todo el mundo daba por hecho que la primera campaña del Rácing Vilalbés en Segunda RFEF no iba a ser un camino de rosas, pero el final de temporada que está teniendo el conjunto chairego se está convirtiendo en no apto para cardíacos. Y el partido de este sábado en A Magdalena ante el Cayón fue un buen ejemplo de ello. Un duelo en el que se pasó del casi tedio en la primera parte a una auténtica locura y montaña rusa de emociones tras el descanso.

Ambos equipos afrontaban el encuentro conscientes de todo lo que había en juego. El Vilalbés sigue de cerca la lucha por salir del descenso y el Cayón llegaba apurando sus opciones para que las matemáticas sean más fáciles. Finalmente, un empate a dos goles que realmente no le sirve a ninguno —sí un poco a los rojiverdes, que suben momentáneamente a la plaza de play off por la permanencia a falta de que se juegue este domingo el Gimnástica Torrelavega-Langreo— y que, por como se dio, dejó todo el mundo con cara de circunstancia.

De la primera parte se podría decir que no hubo nada destacable, salvo una falta directa de Pablo Rey que se marchó fuera por muy poco cuando ya estaba cerca el descanso. Antes de eso, mucho respeto, control y tanteo entre ambos equipos.

La cosa cambió tras el paso por los vestuarios. Empezó algo mejor el Vilalbés, que buscó tener más presencia ofensiva al cambiar a Make por Isaac, y pudo adelantarse con un remate de cabeza de Fito, tras un córner, que se estrelló en el larguero (m.59). Sin embargo, los visitantes abrieron el marcador, en un saque de esquina lanzado por Turrado y que remató con un tiro raso Hitoshi (m.63).

Pronto reaccionaron los locales, prácticamente en la siguiente jugada, con un disparo de Uzal que se le escapa de las manos a Mario, pegó en el poste y se fue fuera. A los dos minutos, Santomé salvó un despeje de Fito tras un centro de Marcos que estuvo a punto de ser un gol en propia puerta.

El Vilalbés sacó toda la artillería y modificó su sistema, con Torrado y José Varela recorriendo de arriba a abajo las bandas y con Álex Pérez, Isaac, Carrión e Izantratando de crear peligro.

Precisamente de un centro de José Varela nació el gol del empate, al escapársele de las manos el balón al guardameta del Cayón. Con el 1-1, el Vilalbés, arengado una semana más por una grada entregada, se vio con posibilidades de remontar y fue a por ello con más corazón que cabeza.

 

Aun así, el empuje dio sus frutos y, en un córner lanzado por Pablo Rey, Nathaniel remató para anotar su primer gol con el Vilalbés justo cuando se cumplía el tiempo reglamentario.

Todo el esfuerzo realizado, el hecho de vaciarse completamente en una tarde asfixiante por el calor, parecía por fin tener recompensa y que la suerte caía del lado del Vilalbés. Pero un centro lateral mal defendido terminó, en el minuto 95, con un cabezazo de Larrucea al fondo de la red que enmudeció A Magdalena.

G
Gesto de los jugadores del Vilalbés en señal de apoyo a sus compañeros Vérez e Ibra, lesionados de gravedad. M.R.
Ficha técnica
2.- Rácing Vilalbés: Santomé; Torrado, López, m.85, Fito Carrión, m.73, Quico; Nathaniel Buyo Izan, m.66 Make Isaac, m.46 Uzal José Varela Pablo Rey Álex Pérez Rares, m.85
2.- Cayón: Mario Gabi Álvaro Díez Santamaría, m.83 Hitoshi David Sanz Marcos Edu, m.60 Turrado Alonso, m.60 Riki Salas Larrucea, m.73 Resines Chus Villa
Goles: 0-1, m.63: Hitoshi. 1-1, m.75: José Varela. 2-1, m.90: Nathaniel. 2-2, m.95: Larrucea.
Árbitro: Hugo Alonso Luíña (Asturias). Mostró tarjeta amarilla a los jugadores locales Pablo Rey, Uzal y Fito y al visitante Resiones. Expulsó con roja directa a Simón Lamas (m.45) por protestar cuando se dirigían a los vestuarios en el descanso.
Incidencias: Partido disputado en el estadio municipal de A Magdalena ante cerca de 800 aficionados. Antes de empezar, los jugadores del Vilalbés portaron camisetas en señal de apoyo a sus compañeros Vérez e Ibra, lesionados de gravedad en las últimas semanas.

Comentarios